Cátedra UNESCO de
TURISMO CULTURAL

UNTREF/AAMNBA, Buenos Aires, Argentina.
Actividades

Nuestra Cátedra UNESCO participó de la Cumbre Internacional para el Futuro del Turismo, Barcelona 2021


La mesa redonda ‘Confianza, seguridad y sostenibilidad: la alimentación en el turismo’, fue organizada por la Fundación Triptolemos (España) -en el marco de la Cumbre Internacional para el Futuro del Turismo- y moderada por su directora ejecutiva, Yvonne Colomer.  Contó con la participación de Maria Neira, directora del Departamento de Medio Ambiente, Cambio Climático y Salud Pública de la Organización Mundial de la Salud (OMS); José Luís Bonet, presidente de Incyde; Jordi Valls, director general de Mercabarna;  Michele Filippo Fontefrancesco, profesor de Antropología Cultural de la Universidad de Ciencias Gastronómicas (Italia); Georges N. Zaimes, miembro de la Cátedra UNESCO en Conservación y Ecoturismo (Grecia), y Carmen María Ramos, directora de la Cátedra UNESCO de Turismo Cultural (Argentina).


Como se sabe, el turismo ha sido el sector más afectado por las restricciones de la pandemia. Responsable de casi el 11% del PIB mundial, es también uno de los sectores más dinámicos y con capacidad de contribuir a reactivar la economía en todo el mundo.

Frente a la pregunta ¿Qué contribución se puede hacer desde una Cátedra UNESCO de Turismo Cultural a la Agenda 2030 en relación con los sistemas alimentarios?, transcribimos una síntesis de los conceptos expresados:

Nuestro trabajo en los campos del turismo cultural y del turismo de patrimonio incorpora, ya de manera irreversible, a la salud del medio ambiente, la biodiversidad y el cambio climático de manera transversal en todos los temas que encaramos. Con este enfoque hemos graduado en estos años a más de 300 profesionales de Argentina y la región.

La innovación, en tiempos tan críticos y desafiantes como los que atravesamos, es para nosotros una búsqueda constante. Hablamos de sostenibilidad y entendemos que en la base de la sostenibilidad está la alimentación. El turismo cultural y el turismo de patrimonio ofrecen oportunidades de sinergias extraordinarias en este sentido con las rutas alimentarias, los itinerarios gastronómicos, los paisajes culturales ligados a la producción agroalimentaria, y más.

Europa abrió caminos valiosos en este sentido, pero América latina también es pródiga en ejemplos. La ruta de la sal prehispánica en México, la ruta del café en Colombia, la ruta de la yerba mate en Argentina, los caminos del vino en Argentina y Chile, la cocina tradicional peruana, la tradición gastronómica de Michoacán, que es PCI de la UNESCO, son apenas algunos de ellos. Los sistemas alimentarios de nuestros países hunden sus raíces en cultivos ancestrales, como los de la cordillera andina; en herencias de la cocina colonial, en hibridaciones y maridajes entre lo que nos trajo la inmigración y lo que encontraron aquí los que llegaron.

Como tan bien sabemos, el impacto de la pandemia del Covid 19 está afectando a la industria de los servicios y, dentro de este sector, particularmente al turismo.

Si hablamos de restablecer la confianza, pensemos en la necesidad de forjar lazos cada vez más sólidos entre la cultura, el turismo, y todos los eslabones de la cadena alimentaria, desde el territorio, los cultivos y las especies de cada zona, el clima en el que se desarrollan, hasta la comida propiamente dicha, con sus materias primas, sus productos elaborados y recetas locales y regionales, sus componentes identitarios, sus sabores y aromas.

La comida es fuente de inspiración, es cultura, es arte, genera vínculos, se relaciona directamente con el medio ambiente, es un estímulo y motivo (o gancho, decimos en Argentina) importante de los viajes nacionales e internacionales. Una mirada holística sobre este tema abre nuevas oportunidades de empleo y de inclusión en zonas rurales e, incluso, urbanas postergadas. Hay una creciente demanda de experiencias auténticas relacionadas con la comida y la alimentación.

En la etapa postpandémica los consumidores y los viajeros buscan y buscarán, por mucho tiempo aún, experiencias al aire libre y en entornos naturales. Es interesante crear una cadena de valor del turismo para complementar las actividades de empresas agroalimentarias, promover productos locales y mejorar la experiencia de los visitantes. El turismo gastronómico toma envergadura y tiene un potencial enorme en relación al crecimiento sostenible. Esto es muy importante y juega un papel central en relación a los Objetivos del Desarrollo Sostenible (ODS) y en la Agenda 2030.

Como bien sabemos, los 17 Objetivos están integrados ya que reconocen que las intervenciones en un área afectarán los resultados de otras y que el desarrollo debe equilibrar la sostenibilidad medio ambiental, económica y social.

El turismo puede contribuir, directa o indirectamente, a todos ellos. Puntualmente, está incluido en algunas de las metas de los Objetivos 8, 12 y 14, relacionados respectivamente con el crecimiento económico inclusivo y sostenible, el consumo y la producción sostenibles y el uso sostenible de los océanos y los recursos marinos.

Como estrategias de desarrollo las rutas alimentarias tienen un potencial enorme en nuestros países sudamericanos, donde la lucha contra la pobreza está lejos de resolverse. El sueño del hambre cero parece cada vez más lejano, y el impacto de la pandemia ha profundizado las carencias. Es justamente por eso que la necesidad de una acción coordinada y de ideas innovadoras es cada vez más acuciante.

La reactivación del turismo ayudará a impulsar la recuperación y el crecimiento, pero es esencial que los ingresos que se generen se distribuyan de manera amplia y justa. Abundan los ejemplos de los beneficios de un turismo sostenible para el desarrollo y el empoderamiento de las comunidades que cuidan, valoran y promueven sus entornos culturales y naturales. Pero que requieren, a su vez, de herramientas educativas y de capacitación continua, conceptos claros y alineación con los ODS a nivel global.

Las Cátedras UNESCO somos un vehículo apropiado y disponemos de herramientas conceptuales y metodológicas para concientizar, movilizar y trabajar en este sentido.

Panel "Confianza, seguridad y sostenibilidad: la alimentación en el turismo"

 
Cátedra UNESCO de TURISMO CULTURAL

UNTREF/AAMNBA, Buenos Aires, Argentina | catedraunesco@turismoculturalun.org.ar